Mediaset y Telefónica ponen en marcha la televisión conectada

    

Mediaset España y Telefónica han firmado un acuerdo para poner en marcha las primeras pruebas interactivas de Televisión Conectada a Internet. Ambas compañías llevarán a cabo el desarrollo de un piloto en el estándar HbbTV (Hybrid broadcast broadband TV), que estará abierto a todos los operadores que estén interesados.

A través de este piloto, en la pantalla del televisor aparecerá una barra lateral en la que se incluirán aplicaciones interactivas con información adicional y enlaces a redes sociales que permitirán al espectador interactuar en tiempo real con el contenido que esté viendo en ese momento. Las pruebas incluirán contenidos de Telecinco y el resto de canales de la compañía en las plataformas y los servicios actualmente comercializados por Telefónica, como Movistar Imagenio, Movistar Videoclub o Terra TV.

El primer paso tras este acuerdo será la creación de una televisión a la carta con la oferta de contenidos de Mediaset España en Movistar Videoclub, la plataforma OTT (‘Over The Top’) de Telefónica España que posibilita la distribución de contenidos VoD (Video on Demand) en calidad estándar y en alta definición, que se complementará con la posibilidad de crear ofertas en modelo de suscripción.

Según una nota difundida por las dos compañías, Mediaset España se convertirá en la primera empresa audiovisual del país en desarrollar un conjunto de Aplicaciones de Televisión (TV Apps) para enlazar a algunos de sus programas de mayor éxito desde la sección ‘Mi Mundo’ de Movistar Imagenio, en cuya primera fase ambas compañías tratarán de evaluar la acogida de la audiencia de aplicaciones interactivas en las que, por ejemplo, podrán obtener información multimedia adicional sobre los personajes y presentadores de una serie o programa, noticias sobre el contenido que están viendo, la posibilidad de participar en sistemas de votación y encuentras de opinión, así como acceder a galerías fotográficas a través de un sistema de aviso RSS.

Mediaset España podrá incluir de manera inmediata sus contenidos en plataformas de vídeo en Internet (como los portales de Telecinco y Cuatro MiTele y Play Cuatro o, por parte de Telefónica, Terra TV), disponible tanto para PC y tablets como, en breve, para algunas televisiones con conexión a internet.

Anuncios

AEDETI apuesta por un modelo de desarrollo de la TDT de pago horizontal

aedeti

cineytele.com

Ante la posibilidad de que el Gobierno español regule de forma inminente la difusión de contenidos de pago a través de la TDT, la Asociación empresarial AEDETI ha querido manifestar públicamente su opinión a través de un comunicado de prensa. La Asociación Española de Empresas de Televisión Interactiva considera que su implantación supondría una dinamización del sector de la televisión en España y la aparición de nuevos modelos de negocio, especialmente a través de la introducción de la interactividad.

Sin embargo, desde la asociación se hace especial hincapié en que la falta de una implantación regulada, horizontal y homogénea de la TDT de pago y de la interactividad impedirán desarrollar nuevos modelos de negocio que compensen la caída de ingresos publicitarios de los operadores de televisión.
También desde AEDETI se considera que una falta de desarrollo a través de un modelo horizontal (basado en una tecnología común y compatible con los distintos operadores) impedirá la puesta en marcha de proyectos de TDT local actualmente paralizados por falta de recursos presupuestarios; la generación de un mercado abierto y competitivo que permita el desarrollo de nuevas iniciativas y la promoción de la inversión en el sector audiovisual en nuestro país; y facilitar servicios de la sociedad de la información a la totalidad de la población española, utilizando el televisor como vía universal de acceso y superando barreras por razones de edad, nivel cultural o económico.

Desde AEDETI se reclama una regulación al respecto antes de implantar la TDT de pago para evitar una ‘multiplicidad de soluciones verticales que producirá daños a la industria y generará serios problemas a las familias que se podrían ver obligadas a adquirir descodificadores distintos para acceder a contenidos de pago de operadores diversos’. Finalmente, la asociación se reafirma en que la industria está tecnológicamente preparada para abordar con celeridad el despliegue de una TDT de pago compatible con la incorporación de servicios interactivos, bajo un modelo horizontal.

Las redes sociales condicionarán el consumo de TV en el futuro

TV on the Internet

theslogan magazine

El rápido desarrollo de Internet se ha convertido en un catalizador del cambio de hábitos de uso de la pequeña pantalla, cuyo presente pasa por la emisión digitalizada de sus contenidos y sus perspectivas a corto plazo señalan hacia el aumento de la interactividad entre los consumidores.‘Los tradicionales críticos de televisión pasarán a un segundo plano, ese lugar va a ser suplantado por las redes sociales, donde la gente va a seguir los consejos de otros usuarios en quienes confía de lo que dicen sus amigos’, vaticinó Sibyl Goldman, vicepresidenta del área de espectáculos de Yahoo!.

En ‘Future of the Television’, unas conferencias de dos días que dieron comienzo hoy, expertos de varios medios de comunicación en EEUU aseguraron que la pequeña pantalla estaba actualmente atravesando un período de transición, aunque auguraron un horizonte prometedor para sus contenidos.

‘Va a haber televisión en el futuro, pero va a ser muy diferente’, comentó Seth Geiger, presidente de la empresa de asesoría mediática SmithGeiger, quien prefirió hablar de sinergia entre televisión e Internet en lugar de competencia.

‘Los contenidos de la televisión son lo que hacen tan exitoso a la web hoy en día. El 82 por ciento de los usuarios de la red (en EEUU) ven vídeos en Internet y la tasa de visionados de episodios de programas de televisión es la que crece más rápido’, dijo.

Según los datos presentados por Geiger, el último año subió un 51 por ciento el consumo semanal de vídeos en la red, mientras que el uso del televisor cayó del 59 al 54 por ciento, si bien, ‘la televisión aún importa, la mayoría de la gente prefiere ver la tele en el sofá y es la plataforma promocional más fuerte’.

Sin embargo, el visionado pasivo de televisión parece tener los días contados debido a su integración con Internet y a la posibilidad de ver programas en múltiples dispositivos.

‘Se va a acelerar la media de consumo mediático en los próximos años y el desafío estará en crear plataformas que permitan a la gente llegar a los contenidos que les interesa’, explicó Mark Wurtzel, representante comercial de Google TV Ads.

Las videoconsolas aumentarán su presencia como canalizadoras de conectividad entre la red y los sistemas de televisión tradicionales y se incrementarán los productos específicos para estos sistemas que originalmente estaban pensados sólo para jugar, según comentó Sean Carey, vicepresidente de Sony Pictures Television.

Para Anthony Soohoo, vicepresidente de Entretenimiento y Estilo de Vida de CBS Interactive/TV.com, la incógnita estará en saber si en el traspaso de contenidos de la pequeña pantalla a Internet triunfará el modelo de suscripción, o finalmente quedará a expensas de una publicidad fragmentada.

TDT o internet

tdtint

Interesantisimo articulo en el diariovasco.com de Iñaki Aizpuru, Director de la Escuela de Cine y Video.

A tenor de las últimas encuestas en relación a las preferencias de los espectadores de diferentes edades, en relación al visionado de sus programas favoritos, se perciben tendencias que, si se confirman, supondrán cambios muy importantes en el panorama audiovisual. Un dato llama extraordinariamente la atención. Es el relativo a la diferencia en la actitud en las distintas franjas de edades y sobre todo, la que se refiere al comportamiento entre los jóvenes menores de 25 años y los que lo han superado. Mientras en los mayores prevalecen todavía las preferencias por el visionado en familia reunidos en torno al aparato de televisión tradicional, sea éste analógico o digital, los jóvenes antes mencionados optan por el visionado en su ordenador particular a través de internet a pesar de que la calidad de la imagen es todavía, mucho peor. En definitiva, el futuro personificado en los actuales jóvenes y la implantación de mayores anchos de banda para los servicios de la Red ofreciendo mejor calidad parece que refuerzan las futuras preferencias de visionado por internet. Motivados por los contenidos buscan opciones muy personales y cómodas con posibilidades de visionado y repetición cuantas veces se desee a las horas que más convengan. Hoy es el día que el ordenador compite cada vez más con la televisión y se percibe ya la tendencia de reservar la televisión tradicional para eventos que generen fuerte interés colectivo.Si a todo ello se añade el interés que suscitan los programas generados por los mismos usuarios es claro que se avecinan profundos cambios en los modos tradicionales de producción y exhibición audiovisual. Lo próximo, lo inmediato y la inter actuación que ofrece internet rompe los esquemas tradicionales y está ya generando crisis en las cadenas generalistas, en productoras conocidas e incluso en las salas de exhibición de películas donde el número de espectadores va decreciendo paulatinamente. A pesar de que cada vez hay mayor demanda de contenidos, los hábitos de consumo están cambiando de forma acelerada forzando nuevas estrategias y posicionamientos.

¿Subsistirán las actuales salas de cine sin introducir innovaciones (pantallas 3D, butacas sensoriales, etc.) que motiven una mayor asistencia de espectadores? ¿Podrán sobrevivir las TDT locales o comarcales, sin grandes disponibilidades económicas y con ingresos cada vez menores debido a la fragmentación de la audiencia y de la publicidad, al impacto de la misma oferta por internet?

La coincidencia entre el «apagón tecnológico» prevista para el próximo año y la paulatina implantación de cada vez mayores anchos de banda, ofreciendo mejores calidades audiovisuales, ofrece un panorama de lo más interesante para el futuro del sector audiovisual.

Fresh-it se fusiona con Yoomedia para crear Mirada

mirada.jpg

La mayor empresa española creadora de aplicaciones interactivas, Fresh, se ha convertido en Mirada, fruto de su fusión con la principal empresa británica de este mismo sector Yoomedia. Esta obtuvo, en 2006, una facturación anual cercana a 80 millones de euros y cotiza en la Bolsa de Londres desde marzo del 2000. Asimismo, es la principal proveedora independiente de tecnologías interactivas y de juegos y apuestas en la TV digital. Esta empresa también opera cuatro canaes en la plataforma británica Sky Digital (cerca de 9 millones de abonados), proporcionando una plataforma de interacción independiente de la tecnologíaa, que permite conectividad desde cualquier dispositivo (móvil, TV interactiva, Internet e IVR). Por su parte, Fresh es la principal proveedora de servicios interactivos de TV digital en España, con presencia en más del 90 por ciento de los descodificadores inteligentes de nuestro país (descodificadores con el estándar interactivo MHP integrado), así como clientes en toda Europa, Asia y América.

Con esta fusión nace el principal proveedor de interactividad europea para el sector audiovisual, con presencia física en España, Reino Unido e Italia y actividad en cuatro continentes. En el caso español, su actividad se concentra en cuatro divisiones: Mirada Media, cuyos principales clientes son los actores de la cadena de valor audiovisual; Mirada Gaming, centrada en la provisión de tecnología y servicios para el sector de los juegos digitales; Mirada Touch, con vocación de servicio al sector publicitario, proveyendo de los formatos necesarios para la gestión de campañas y promociones a agencias publicitarias, anunciantes, agencias de medios, canales y exslusivistas, y Mirada Connect, la plataforma transaccional con vocación de liderazgo en tecnologías de comunicación y pago para terceros.

Mediante este paso, la red comercial de la antigua Fresh no cambia en relación a la gestión de las cuentas o la forma de trabajar pero, a partir de ahora, sí varía la dimensión de sus propuestas, con una mucho mayor internacionalización y oferta de aplicaciones y servicios.